lunes, junio 17, 2024
Nacionales

Cien días de lucha de los choferes de las líneas 112, 165 y 243

Por Luis Brunetto/El Furgón –

El miércoles 19 los trabajadores de las Líneas 112, 165 y 243 se movilizaron al ministerio de Transporte. La policía les cortó el acceso a la ciudad de Buenos Aires, y los choferes cortaron la General Paz. Finalmente lograron sortear los obstáculos puestos por las fuerzas de seguridad. Leandro “Soda” Fernández, delegado de la línea, se refiere al encontronazo con la policía, los reclamos de los trabajadores y de los resultados de la reunión con los funcionarios.

El Furgón: – ¿Cuál es la situación de la empresa y de los trabajadores?

Leandro Fernández: – Continuamos completamente parados en las tres líneas; ya son cien días que estamos completamente paralizados. Es un perjuicio enorme para los usuarios con el agravante de que no nos pagaron los sueldos de mayo.

Unidades de la empresa en conflicto

E.F: – El miércoles se movilizaron al ministerio, hubo una amenaza de represión pero finalmente pudieron llegar…

L.F: – Si, veníamos en nueve colectivos repletos de compañeros. Nos para la policía, y pensamos que nos iban a acompañar al ministerio de Transporte, pero el jefe del operativo nos manifestó que tenía una orden de la cartera de Seguridad de no dejarnos pasar, que solamente podíamos ir siete trabajadores al ministerio. Así que hicimos una asamblea y se cortó la General Paz antes de la subida a la Ricchieri; nos amenazaron con reprimir y desalojarnos. Al final permitieron que pasen tres colectivos, que fueron repletos de compañeros. Los otros 6 se volvieron hasta Lanús, estacionaron las unidades en la Central de la 112, y se fueron en tren y subte al ministerio. Así que al final pudimos llegar todos para hacer nuestro reclamo.

La policía impide el paso de los trabajadores hacia el ministerio de Transporte

E.F: – ¿Qué balance hacen de la reunión?

L.F: – Uno de los puntos que planteamos es que no estaban acatando la medida cautelar del juez y que no nos pagaron el sueldo de mayo. Así que después de mucha discusión y presión logramos el compromiso de que bajen la plata de los subsidios para los sueldos. Pero también les planteamos que el punto principal es que queremos salir a trabajar. El secretario de Transporte Guillermo Krantzer se comprometió a de resolver eso, sacar colectivos de cada línea y ponerlos a circular, dando un servicio de emergencia hasta que el juez decida lo que tenga que decidir. Eso es lo que queremos nosotros: garantizar los cuatrocientos puestos de trabajo y el servicio para los cincuenta mil usuarios de la línea.

Los choferes movilizados

E.F: – ¿Y la UTA (Unión Tranviarios Automotor)? ¿Estuvo presente? ¿Tienen el apoyo del sindicato nacional? ¿Cómo sigue la lucha?

L.F: – Hoy la organización acompañó. Pedimos un paro provincial, pero ellos no lo vieron viable. Tuvimos también el acompañamiento de las bases de distintas líneas. Y sobre todo contamos con el apoyo de la comunidad, de los miles de usuarios que necesitan que funcionen las líneas. El viernes vamos a hacer asambleas para trazar un balance de esta movilización, que yo creo que fue positiva más que nada por el tema del pago del sueldo de mayo, y ahí resolveremos cómo continuar el plan de lucha.

Los trabajadores de la 112 en la calle
NOTAS RELACIONADAS

Choferes de la línea 165: “Queremos una resolución de emergencia para prestar servicio y garantizar la fuente de trabajo”