lunes, junio 17, 2024
Cultura

La sorpresa de un olvido

Por Flavio Zalazar, desde Rosario/El Furgón

Días pasados, en uno de los periódicos de la ciudad de Rosario, aparecieron poemas inéditos del escritor Jorge Isaías; reconocido narrador y poeta, oriundo de Los Quirquinchos, pero de acontecer amplio en el país. Este es el breve itinerario de un olvido, más no de una persistencia: el amor.

En una gaveta- figuro- del más que centenario diario La Capital yacían las hojas, quizás amarillas por el tiempo, que una mente feliz cumplió con editar. Precisamente, la publicación asiste sin referencias ni datos -solo señala la juventud del autor-, hecho que conmovió a más de uno, entre ellos al mismísimo poeta. Extraño, puesto que su vasta y perdurable obra se erige en la memoria.

Quedémonos/ dijiste/ quedémonos un poco más/ ahora/ y el verano invadía/ los zaguanes/ saqueaba los azahares/ no dejaba/ enfriar el agua/ en los aljibes/. Quedémonos dijiste/ el mundo es vil/ afuera/ no hay lluvia/ no hay caminos/ no hay trenes/ solo una gran llanura/ salpicada/ por la sangre/ de tanto derrotado. Así inicia el primer cuerpo del poemario, con una proposición frente un contexto suburbano, asfixiante.

La consumación y el alivio fue pronto, quizás duró una noche: Hoy/ me asomé al mundo/ de otro modo./ Importa poco/ si el mundo se enteró/ que vos y yo anoche/ estuvimos juntos. Aunque al final, los amantes ligan la eternidad de miles de noches en un aserto: Amo tu cuerpo blanco/ suave/ que crece en el amor/ como una valva/ inmensa y protectora./ Amo tus ojos mojados/ por la luz del mediodía./ Llegaste para quedarte./ Y has borrado los vestigios/ de todas aquellas/ que estuvieron/ antes que vos me iluminaras.

La omisión del medio obedece a diferentes factores que la industria gráfica podrá explicar, a la par que conjeturar también el lector de estas líneas; la del poeta me permito explicarla: él continúa sumido al sortilegio de un cuerpo suave, blanco.

Jorge Isaias entrevistado por Quique Pesoa

Imagen: Programa “Pesoa Resp. Ltda.”