sábado, abril 13, 2024
Nacionales

Raúl Godoy, candidato del FIT en Neuquén: “Nuestro programa es el único realista”

Raúl Godoy, actual diputado provincial, es el candidato a gobernador por el Frente de Izquierda y de los Trabajadores para las elecciones neuquinas del 10 de marzo, que abren el calendario electoral del 2019. Obrero ceramista y militante del Partido de los Trabajadores Socialistas, ha sido y es uno de los protagonistas fundamentales de la experiencia de gestión y control obrero en la ex Cerámica Zanón, hoy FaSinPat. Vaca Muerta, el fracking, Venezuela, la situación política y social nacional y provincial, el derecho al aborto y las luchas del movimiento de mujeres, desde el punto de vista de la izquierda.

Por Luis Brunetto/El Furgón – 

El Furgón: – Neuquén elige gobernador el 10 de marzo. ¿Como describís el panorama político que se le presenta a los trabajadores de la provincia?

Raúl Godoy: – Los trabajadores neuquinos están el mismo contexto nacional e internacional, con un gobierno que ha endeudado al país con el FMI, y que se plantea, ajuste tras ajuste, las reformas laboral y jubilatorias, el recorte presupuestario en salud y educación. Y marcado por el  apriete de Estados Unidos sobre Venezuela, pero que también tiene consecuencias en todos los países. Un panorama bastante duro.

EF: –  ¿Qué intereses representan las fuerzas políticas tradicionales de la provincia?

RG: – Tanto Gutierrez (Movimiento Popular Neuquino) como el “Pechi” Quiroga (Cambiemos) son dos colectoras del macrismo. El “Pechi, quien fue kirchnerista, representa directamente al gobierno, y Gutierrez le ha garantizado a Macri el voto de la reforma jubilatoria y la adenda que flexibilizó el convenio petrolero en Vaca Muerta. Son los partidos que van a garantizar el ajuste.

EF: – ¿Y Ramón Rioseco? Representa algo distinto?

RG: – Rioseco tiene centenares de trabajadores municipales precarizados desde hace años en Cutral Có, donde es intendente. Además se presenta a la cabeza de un rejunte entre el kirchnerismoy el PJ. Ya planteó mantener todos los acuerdos de Vaca Muerta, en sintonía con el kirchernismo que a nivel nacional se plantea continuar pagando la deuda externa. Es decir, en Neuquén eso significa mantener el saqueo, el fracking y la contaminación. Por eso hay que votar al Frente de Izquierda.

EF: – Además de Cristina, que se reunió con él, también estuvo Axel Kicillof en Neuquén…

RG: – ¡Y no dijo nada! No habló de terminar con el pago de la deuda externa, ni con el saqueo de las petroleras. ¡A días del 8 de marzo no habló del aborto! Y en medio del avance imperialista de Estados Unidos sobre Venezuela no mencionó siquiera la palabra Venezuela ni dijo nada de la escalada golpista de los yanquis. Esta alianza “antimacrista” del kirchnerismo y el PJ será para ganarle a Macri, pero para continuar con el ajuste…

Raúl Godoy junto a Patricia Jure, concejal por Neuquén Capital y candidata a diputada provincial por el FIT.

EF:  Decís que Kicillof no se pronunció sobre el aborto: ¿Cuál es la situación de la mujer y del movimiento de mujeres en Neuquén? ¿Cómo se prepara el FIT para el 8 de marzo?

RG: – Neuquén está segunda en el ranking nacional de femicidios y de violencia contra la mujer en proporción a la cantidad de población. Acá muchos que se montaron sobre la marea verde y defendían el aborto legal, ahora cierran el pico porque Rioseco y Unidad Ciudadana forman parte del frente anti derecho al aborto. Desde el FIT estamos convocando a la movilización de la que va a participar la Multisectorial de la Mujer, las comisiones de mujeres de Zanón, de MAM, Cerámica Neuquén, Pan y Rosas, a partir de las 8 de mañana en el Parque Industrial de Neuquén, y después van a participar de la marcha en el centro. Va ser una gran jornada de Lucha que impulsamos desde el FIT, y no bajamos ninguna bandera ni la ocultamos por la campaña electoral, sino que reclamamos junto al movimiento de mujeres educación sexual para decidir, anticonceptivos para no abortar y aborto legal para no morir.

EF: – ¿Cómo es posible que el responsable político del asesinato de Carlos Fuentealba intervenga en la elección?

RG: – ¡Eso es un escándalo! Jorge Sobisch está hoy de candidato ¡porque este régimen político de democracia de ricos se lo permite! Todos los partidos tradicionales le han garantizado la impunidad. El FIT es el único que se manifestó absolutamente en contra de su participación, incluso repudiando su presencia en la Legislatura de Neuquén. Y vamos a seguir con esa pelea, más allá de las elecciones, porque para Sobisch queremos la cárcel, como responsable político del asesinato del compañero Carlos Fuentealba.

EF: – ¿Cuál es la situación en Vaca Muerta? Qué efectos ha tenido la reforma reciente del convenio petrolero? Qué impacto ambiental tiene el uso del fracking? Qué medidas propone el FIT respecto a los hidrocraburos?

RG: – Vaca Muerta profundizó la desigualdad social y un verdadero desastre ambiental. El uso del fracking produce derrames permanentes que están provocando una situación de emergencia ecológica en toda la región, especialmente en Añelo y Sauzal Bonito, pero también en Rincón de los Sauces, o Allen en el mismo Alto Valle, están afectadas. El fracking, además de la contaminación, está provocando sismos cada vez más fuertes, como el que produjo daños en viviendas en Sauzal Bonito. La concesión a Chevron que se hizo bajo el kirchnerismo abrió el camino a la explotación brutal de estos recursos en toda la zona del Valle, que incluso está desplazando a la tradicional producción frutal. Por eso es lamentable que muchos que decían defender el medio ambiente hayan cerrado la boca. Muchos que denunciaron a Chevron guardan silencio porque le han capitulado al aparente mal menor que representa Rioseco, que va a garantizar que todo siga igual tanto como Gutierrez o el Pechi Quiroga. La solución para Vaca Muerta  pasa por la estatización, que es la condición para implementar una explotación racional de los hidrocarburos, apelando a las universidades donde sobran cuadros técnicos, ingenieros y especialistas para hacerse cargo de la dirección de esas explotaciones, y el control de los usuarios, los trabajadores petroleros y las organizaciones ambientalistas. Hay que parar con los sistemas contaminantes de explotación  y el saqueo de las multinacionales.

Raúl Godoy en la legislatura neuquina

EF: – Vos has sido y sos protagonista de la experiencia de gestión obrera en las ceramistas de Neuquén: ¿Cuál es la situación de esa industria y de esa experiencia?

RG: – Las fábricas recuperadas son una realidad muy potente en Neuquén. Hoy trascienden a las fábricas ceramistas, y hay experiencias del mismo tipo en varias ramas de la economía neuquina, aunque los casos más conocidos sean los de Zanón y las ceramistas. Así se ha multiplicado la pelea a través de la toma y puesta en producción de las fábricas que pretenden despedir masivamente. Esta es una conquista y un baluarte muy importante de la clase trabajadora, una experiencia que influye en todo el país. Sin poder acceder a créditos ni a ninguna de las ventajas de las patronales han sobrevivido a todos los gobiernos. Nuestra propuesta es asegurar los créditos para la renovación técnica de todas las recuperadas, y en el caso de las ceramistas ponerlas al servicio de un plan de obras públicas y de viviendas. En el caso de cerámica Neuquén promovemos la estatización de la fábrica, y en el de Stefani la inmediata finalización de los trámites que están pendientes.  La verdad es que, con las necesidades de vivienda y de obras públicas que hay en la provincia tendrían que estar trabajando a full y multiplicando los puestos de trabajo.

EF: – Es notorio que hay un gran déficit de viviendas en la capital y en toda la provincia. Además hay grandes problemas en la salud y en la educación, por ejemplo, los docentes protagonizaron en 2018 una huelga de 40 días. ¿Cómo se resuelven esos problemas desde el punto de vista de la izquierda?

RG: – No hay ninguna forma realista de poner en marcha un plan de obras públicas y viviendas, ni de resolver el problema de la salud y la educación, que no pase por tocarle los intereses a las petroleras. Se llevan 700 millones de pesos por día de la provincia de Neuquén. Entonces esos recursos podrían usarse para dinamizar la economía, multiplicar los puestos de trabajo en las ceramistas y en otras fábricas, invertir lo necesario en salud y educación para satisfacer las necesidades populares. Además hay que terminar con los subsidios a las escuelas privadas, que se llevan 700 millones por año, y los subsidios encubiertos a las clínicas privadas, que se producen por las derivaciones de paciente desde los hospitales públicos que no dan a vasto. Para nosotros, esto apunta a preparar el camino a la privatización. Nosotros nos oponemos: el estado tiene que responder a estas necesidades, y para eso hace falta presupuesto. La única forma de financiar ese presupuesto es tocando los intereses de los capitalistas.

Campaña de Raúl Godoy para la gobernación de Neuquén

EF: – ¿Cómo ves la situación nacional? ¿Qué papel juega la izquierda en esa situación? ¿Se puede romper la polarización entre el kirchnerismo y el macrismo?

RG: – El FIT se ha vuelto un factor político importante a nivel nacional. Sus bancas en todo el país y en todos los niveles son una conquista enorme. Es una fuerza que irrumpe a nivel nacional con un  programa anticapitalista de salida a la crisis, que es el único realista hoy. Esto me parece fundamental en medio de los planes el FMI y del apriete de EEUU. Acá se ha demostrado que la oposición pejotista ha sido dadora voluntaria de gobernabilidad al macrismo. De hecho, el 1° de marzo lo dijo cínicamente el mismo Macri: “siempre estuvimos en minoría, si avanzamos es por los consensos que logramos alcanzar con la oposición”. El FIT es el único que se ubica  fuera de esa lógica, el único que plantea no pagar la deuda, la nacionalización de la banca y el comercio exterior, y que cuestiona las ganancias de las petroleras. Si no se toman esas medidas básicas, no es posible dar respuesta a las necesidades del pueblo trabajador. Por eso, nuestro punto de vista y nuestro programa anticapitalista es, además, el único realista.

EF: – Los trabajadores han protagonizado grandes luchas contra el macrismo, la burocracia sin embargo ha logrado contenerlas: Cómo se ´puede romper ese límite para poner los sindicatos al servicio de las luchas obreras y populares?

RG: – La burocracia sindical es el otro factor que permitió el avance de los planes del macrismo. Ahora, los burócratas se van a repartir en las listas del oficialismo y de la oposición. Han jugado un rol canalla, directamente, y fundamental para que pasen los despidos, aislando y dejando abandonadas todas las luchas. Es lo que pasa con los compañeros de Coca-Cola, de Siam, de Fate, de Pilkington, que están dando sus luchas en soledad. Por eso necesitamos una coordinación efectiva que parta de la defensa de estas luchas, una coordinación nacional que, desde ahí, exija a los grandes sindicatos las medidas de acción: no podemos esperar a que la burocracia convoque pero tampoco podemos prescindir de los grandes sindicatos.

EF: – ¿Cómo evolucionó el problema mapuche desde los asesinatos de Santiago Maldonado y Rafael Nahuel? ¿Empeoró el clima represivo? ¿Cómo se vincula la izquierda con esas luchas y esas reivindicaciones?

RG: – El pueblo-nación mapuche es el blanco preferido desde la llegada del gobierno de Macri, un globo de ensayo a la hora de aplicar un sistema represivo de fuerzas federales combinadas. Lo que hicieron en Cushamen con la desaparición y asesinato de Santiago y luego con Rafael Nahuel, es un tema brutal, una escalada en los métodos de persecución y represión que históricamente ha sufrido el pueblo mapuche.  Nosotros entendemos la defensa del territorio de las comunidades, cuya ocupación es preexistente al estado argentino, como una lucha anticapitalista. Entendemos que trasciende la solidaridad, es una lucha común con la clase trabajadora contra el estado represivo, capitalista, patriarcal y opresor.

EF: – ¿Cuáles son las expectativas del FIT de Neuquén para estas elecciones?

RG: – El desafío es defender nuestro programa y el lugar que conquistamos en la Legislatura y los Consejos Deliberantes. Se trata de lugares que los trabajadores necesitan para contar con una voz independiente de los partidos patronales, independiente de las petroleras y de los gobiernos. Abrir una alternativa para la juventud que está cansada de estos políticos patronales que se cambian la camiseta en cada elección, los enjuagues, las transas y los rejuntes, tipo “frente antimacri”, que lo único que aseguran es que la miseria, la explotación y la desigualdad continúen.  Este espacio que conquistamos lo hemos defendido con el cuerpo todos estos años, y lo hemos puesto al servicio de las luchas de los trabajadores. Y eso ha tenido una importantísima repercusión en el crecimiento del FIT en el interior de la provincia. Nuestro desafío principal, sin embargo, más allá de lo electoral, además de defender y ampliar el lugar que hemos conquistado, pasa por sumar fuerza militante, pues las luchas de nuestro pueblo trabajador se ganan o se pierden en las calles.