viernes, junio 21, 2024
Nacionales

Saúl Sandoval: “Las armas que matan palestinos reprimen y asesinan a los pueblos de América Latina”

El viraje en la política exterior que se produjo durante el gobierno macrista condujo a un estrechamiento de los vínculos con el estado sionista de Israel, protagonista de la masacre del pueblo palestino. Ese viraje repercutió, además, en la política de seguridad interna, y se expresó en múltiples negocios oscuros, ligados especialmente al mercado de armamentos. Dialogamos con Saúl Sandoval, integrante del Comité Argentino de Solidaridad con el Pueblo Palestino y del movimiento internacional BDS (Boicot, Desinversión y Sanción) en Argentina.

Por Luis Brunetto/El Furgón –

El Furgón: – Durante el gobierno de Cambiemos hubo un realineamiento en la política exterior ¿Qué cambios se produjeron en relación a Israel?

Saúl Sandoval: – Si, hubo un realineamiento pero no sólo en Argentina, sino también con el nuevo gobierno de Ecuador, y con el Brasil de Bolsonaro. En nuestro caso eso fue muy explícito, por ejemplo, con la importación de productos agrícolas israelíes y, sobre todo con la importación de sistemas de seguridad y de armas, a través de la Cámara de Comercio Argentino- Israelí, presidida por Mario Montoto.

EF: – ¿Cómo se expresó ese realineamiento en el plano de la seguridad interna?

SS: – En septiembre de 2017 se firma un convenio de Cooperación en Asuntos de Seguridad Pública e Interior, y en noviembre Macri resuelve dejar en manos de las fuerzas de seguridad de Israel el entrenamiento y capacitación de la custodia y de otros elementos de la seguridad presidencial. Durante la visita de Netanyahu por la Cumbre del G 20, se firmó también un acuerdo en materia de seguridad. Ese acuerdo estableció la intención de profundizar la cooperación interfuerzas para mejorar la seguridad pública, con intercambio de información estratégica y operacional en todos los niveles. Por ejemplo en materia de instalación de cámaras en las calles, y de cámaras de reconocimiento facial.

EF: – ¿Y fuera del gobierno nacional? ¿Las provincias también estrecharon los vínculos con Israel?

SS: – Si por supuesto. En algunas provincias hubo viajes de formación, por ejemplo en Buenos Aires, a Israel. En Tucumán hubo una capacitación a 2100 policías en mayo de 2018, lo mismo que en Salta. En San Juan se gastaron 20 millones de pesos en armamento israelí para la policía de la provincia. En Santa Fe, en 2016, el Mashav (Departamento de Cooperación Internacional del Ministerio de Relaciones Exteriores de Israel) firmó con el gobernador el programa Multipol, la policía comunitaria creada en Israel para operar en zonas de conflicto. Y también ha habido acuerdos de nivel municipal, en Santa Fe capital y Rosario. O en Zárate, donde hubo entrenamientos con pequeños grupos de policías locales, con viajes de funcionarios a Israel, en San Pedro y San Nicolás hubo capacitación y entrenamiento con militares israelíes. El secretario de Seguridad de Rojas participó en cursos en Israel.

Títulos publicados por el Comité Argentino de Solidaridad con el Pueblo Palestino y BDS-Argentina.

EF: – ¿Qué armamento y que tecnología se adquirió en estos años?

SS: – En estos años y desde antes, porque ya el gobierno de Macri en CABA había iniciado esta relación de compra de armas. Se habían comprado las Taser y los globos de control de 360°. Macri otorgó el monopolio de la compra de cámaras de control en parques y plazas, en 2008, a Global View, la empresa que crea con Hadad, a la que después se integra Montoto, y ganan distintas licitaciones hasta el 2015. Ya desde el gobierno nacional se realizó el acuerdo para la modernización del TAM (Tanque Argentino Mediano) por más de 100 millones de dólares, la compra de lanchas rápidas para la Triple Frontera, cámaras y software para la represión de movilizaciones. Durante las marchas contra le reforma previsional hicieron su debut los drones israelíes que lanzan gases lacrimógenos desde el aire.

EF: – ¿Hay un lobby israelí en el país?

SS: – Por supuesto. Para tener semejante grado de influencia hay que tener lobby político y corporativo. Pero esto Israel lo hace en todo el mundo y por supuesto en el resto de América Latina. Vos pensá que el desprestigio de Israel, a partir del genocidio del pueblo palestino, es enorme. Por eso primero el lobby político y la cooperación internacional entre América Latina y el estado ocupante, y segundo el lobby corporativo, en las ferias de armas para ejércitos estatales o privados.  Está el famoso caso de ISIS, armado con alta tecnología producida por el complejo militar industrial israelí.

EF: ¿Y quienes son los representantes de ese lobby? ¿Qué papel juega Guillermo Yanco, el esposo de Patricia Bullrich?

SS: – El esposo de “la piba”, socio de Claudio Avruj en el medio digital Vis a Vis, es intermediario de Motorola, a quien la provincia de Buenos Aires le adquirió materiales por 51 millones de pesos, y que tuvo estrechas relaciones con, en su momento, con Galimberti, y Jorge Radice, socio de Mario Montoto, que es el principal representante del lobby. Pero hay muchos empresarios ligados ahora o que estuvieron ligados a estos negocios: Spolsky, Hadad, Sokolowicz. De hecho, se dice que Infobae no es de Hadad, sino también de Montoto. Desde Global View dominan todo el sistema de cámaras del país, y aunque esa empresa la compró Nec, Montoto sigue teniendo una participación. Además, el éxito comercial de esa empresa depende de los vínculos políticos.

EF: ¿Cómo afectaron estos cambios a la causa de la independencia palestina?

SS: – Y, muy negativamente, porque se produce una normalización de la ocupación y el genocidio, y se desarrollan negocios con el estado ocupante. Así limitan la oposición que pueda haber en estos países al sistema imperialista y de apartheid que pone en funcionamiento Israel. Además, Palestina también es una especie de tubo de ensayo de las armas que después venden al resto del mundo. Israel es el cuarto vendedor mundial de armas. Por eso nace el movimiento del BDS, que es un movimiento de derechos humanos pacifista y antisionista, creado por la sociedad civil palestina, que está desplegado en muchos países.

EF: – ¿Qué esperan, en relación a la causa palestina, del nuevo gobierno de Alberto Fernández?

SS: – Obviamente la cancelación y anulación de todos los decretos y los acuerdos que el gobierno de Macri realizó con el estado sionista de Israel, y además esperamos que se ponga en práctica el embargo militar para frenar la política de violaciones a los derechos humanos. Cómo decimos en el Comité Argentino de Solidaridad con el Pueblo Palestino y el BDS de Argentina: “Las armas que matan palestinos reprimen y asesinan a los pueblos de América Latina”.